domingo, 1 de junio de 2008

"Minor swing"



Primera aportación musical a la casa.

Hablamos del gitano: lo recordarán por Acordes y Desacuerdos, la magnífica película de Woody Allen en que Sean Penn, "el segundo mejor guitarrista del mundo", se desmayaba con tan sólo oír su nombre.

Django Reinhardt está considerado como uno de los mejores guitarristas de jazz. Nació a principios de siglo en Bélgica, y era un gitano en la dimensión más nómoda del término. Iba de pueblo en pueblo tocando el banjo, con una familia dedicada al espectáculo ambulante del oso y la cabra amaestrados. Tras un incendio en su caseta, varios dedos de una mano perdieron su movilidad así que comenzó a tocar la guitarra que le regalaron durante la convalecencia con un estilo muy personal.

Poco más conozco del personaje, pero las pocas anécdotas que circulan sobre este artista muestran su genialidad. En una gira en la que tenía una cita con un gran maestro del jazz se despistó y terminó jugando al billar, todo un espíritu libre; en otra ocasión, tras una soberbia actuación frente a otro de los grandes, éste se le acercó entusiasmado para pedirle las partituras al genial gitano. Django era puro talento, improvisación y, además, analfabeto.

Aquí dejo una de sus creaciones más populares. Feliz semana.

8 comentarios:

forlati dijo...

Monumental peli, molt criticada no obstant per alguns admiradors de Woody. Lo cert, he de confessar, és que la banda sonora em paregué espectacular en sintonia en les imàgens. Pero després he sentit les cançons soltes i ya no em pareixen tan fantàstiques. Una cosa rara. No sé…

Nota dijo...

Torne ara de la Fnac. Els 25 pavos de la entrada de Calamaro s'han convertit en una recopilació de Django i en altra de Charlie Parker. Ja te contaré.

Neófito dijo...

Interesante historia. Me ha llamado la atención la consolidación de un estilo particular a raíz de un accidente, ya que conozco un caso con el que se puede establecer un parelelismo. Algunos entendidos afirman que uno de los orígenes del heavy metal se encuentra en el accidente que ocasionó la pérdida de las puntas de los dedos de una mano en una fábrica de fundiciones a un guitarrista de Black Sabbath. El tipo se fabricó unos dedales para no tener que renunciar a su gran pasión musical, por lo que comenzó a puntear la guitarra de una forma pintoresca, creando algunos acordes que se relacionan con los primeros ritmos del metal.
Por otro lado, muy acertado también el apunte final sobre el analfabetismo del protagonista del hilo. Si uno de los primeros prejuicios que hay que quitarse de encima a la hora de elucubrar es que no todo el saber es científico, en el mundo del arte crece exponencialmente la parcela de la creación extraacadémica.

marpop y las marnualidades dijo...

¡Gran película de W. Allen!"ta ta ta ta ta ta ta ta ti ti ti tu tu tu"...estoy improvisando una pieza de jazz (bueno, se supone que todo el jazz es improvisación, ya me entienden), ¡ va por ustedes! jajaja.
¿25 euros el concierto de Calamaro? pues que sepas que Los brincos- lo que comentábamos el otro día en persona - nunca cobran entrada, ejem , ejem, jajaja. Has hecho buen canje, a mi parecer.
Saludos POP

Àgueda dijo...

jazz jazz jazz! sí!


de woody no parle. Li tinc un odi especial que ningú enten. Em casaré amb el primer que em diga que tampoc soporta a Woody Allen.


Llamadme ignorante. Però es que no i no i no. És una cosa com eixos menjars que dius NO M´AGRADA, i que potser si tastares amb el temps acabarien agradan-te... però no tinc gens de ganes de tastar-lo.

Nota dijo...

Ostia, no pots dir que no t'agrada sense haver-hor tastat. No soc un gran coneixedor de tota la seua filmografria, pero n'he vist unes quantes. M'han agradat molt les darreres que ha fet a Anglaterra, Match Point i Cassandra's dream. L'he batejat com el cicle shakesperià, perque crec que parla de valors de sempre, como l'egoisme, ambició, culpabilitat,...
A més, no apareix ell, que supose que serà a qui odies personalment.

A banda d'aixó, has de vore Manhattan abans de morir. Dona-li una oportunitat.
Salut.

Vicè dijo...

Grande Woody!. Una persona capaz de decir "Dios ha muerto, Marx también y yo tampoco me encuentro muy bien" merece aplausos eternos (aunque nmo hay que dejar de reconocer la curva decreciente de sus pelis europeas...).

Àgueda dijo...

Li donarem una oportunitat, vinga... Manhattan entonces?

Hi ha una, Hannah y sus hermanas, que em va agradar. No massa, però em va agradar.